EL LENTO CRECIMIENTO DE LA ECONOMÍA CHINA AFECTARÍA LA DEMANDA DE ACERO PARA ESTE AÑO


A pesar de que la desaceleración en el sector inmobiliario chino es lenta, la demanda de acero aumentaría durante los próximos meses. Esto haría que su consumo llegue hasta los 720 millones de toneladas.

La mayoría de los ejecutivos de las grandes empresas, inversores y banqueros; se han encaminado esta semana a Sudáfrica, donde se desarrollará una de las conferencias más grandes del sector minero. Además, los mercados presentan una tendencia hacia la baja en lo relacionado al hierro, carbón y el cobre, los que se ven afectados por la desaceleración de China, son solo algunos de los temas en discusión.




En los últimos quince años, la inversión inmobiliaria china ha sido la fuente individual más importante en lo relacionado a productos básicos; no obstante, esta se ha visto afectada por la desaceleración en la economía del país asiático, desencadenando así la volatilidad en el precio internacional de los metales, y a su vez continúa frenando la demanda de productos como el mineral de hierro. Sin embargo, otras posturas optimistas señalan que las nuevas políticas gubernamentales en China impulsarán compras de bienes de consumo que contienen aluminio y cobre, compensando el alejamiento de los clientes industriales

MAYOR CONSUMO DE ACERO EN EL 2015

En los últimos días, China se incorporó a más de una docena países recortando así el monto que los prestamistas de efectivo deben apartar como reservas, lo cual sugiere una regresión más profunda en la segunda economía del mundo. También, los efectos sobre los productos básicos han sido claros: China consume un 41% de la producción mundial de cobre, que se encuentra en todo, desde el cableado de los autos hasta la plomería. El mes pasado, el precio del cobre cayó 5.4% en un solo día, hecho que sigue teniendo repercusiones en todos los mercados.






Incluso con el exceso de capacidad de producción que sufre el sector siderúrgico chino, desde el estallido de la crisis económica internacional, China calcula que su demanda de acero aumentará este 2015 (1,4% interanual) hasta los 720 millones de toneladas. Según el Instituto de Planificación e Investigación del Sector Metalúrgico de China, el hecho de que el crecimiento del consumo chino de acero se siga ralentizando se debe a que también crecen más lento varios de los sectores clave a los que da suministro, como construcción, automoción y fabricación de maquinaria.

Frente a esta problemática, China está preparándose para eliminar su sistema de autorización de importaciones de hierro, que está en vigor desde hace una década. Cabe recordar, que este sistema de licencias fue creado como parte de los esfuerzos de China para contar con una voz unificada en las negociaciones anuales del hierro con las grandes mineras mundiales. En tanto, de concretarse esta medida, se espera impulsar sus adquisiciones mundiales de hierro, del cual es el mayor comprador mundial, con dos tercios del consumo global.

FUENTE:
EFE